SENDERISMO POR EL DESERT DE LES PALMES

Hace unas semanas os hablamos de la ruta de las fuentes del Desierto de las Palmas, pero esta maravilla de Parque Natural nos ofrece muchísimas más posibilidades. Hoy os hablaremos de una de las sierras litorales más maravillosas del territorio valenciano, aunque bien, no llega a tocar el mar realmente al interponerse la población de Benicàssim. Ello añade encanto si cabe al constituirse como un escenario grandioso para la ciudad, y es querida a partes iguales con Orpesa, Cabanes, la Pobla Tornesa, Borriol y sobretodo Castelló de la Plana, de la cual es pulmón verde, vía de escape y además santuario fundacional. A los pies de este monte se situaba ese ‘castelló’ o fortificación que fue origen de la ciudad, cuyo aljibe fue luego transformado en ermita de la Madalena.

Pero no es el único elemento histórico que podemos visitar en un paseo; también el paisajista castillo de Montornés, el inaccesible castillo de Miravet, la medieval y emboscada ermita de les santes, o bien el monasterio que le da nombre, el de carmelitas fundado en el s. XVII en ese lugar alejado vacío de gente, desierto. Lo que si abundaba era el palmito o margalló, de ahí el nombre de desert de les palmes.

Todos estos elementos los podremos visitar en rutas senderistas, pero no os preocupéis por encontrar el sendero exacto. Es un monte por el que pasean miles de personas, por ello todas las sendas están bastante pisadas y abiertas, y se cruzan frecuentemente unas con otras. Así que más bien están en red y por ello suele pasar que varias sendas llevan al mismo sitio. De todos modos no está de más marcar con el gps del móvil donde dejasteis el coche.. esto vale para cualquier monte!

Os voy a recomendar algunas rutas preciosas:

  • Ruta del castillo de Montornes: 5km ida y vuelta, 100m desnivel. Dejad el coche en el parquing del monasterio y caminad por la carretera dirección Castelló medio km. En una curva cerrada os topareis con un sendero a izquierda que os llevara en una hora hasta el castillo, de origen islámico. Impresionantes los dos grandes aljibes, la muralla y las vistas..
  • Ruta del Bartolo: 6km, 300m desnivel.  Subir a la cima del Bartolo o monte san Miguel siempre es una opción segura. Dejad el coche en el mismo parking del monasterio y subid por la pista asfaltada.. a un km subiendo hay un sendero a derecha muy marcado, os adentrara en el bosque y vuelve a salir a la pista. La bajada mejor por la pista, tardareis unas 3h ida y vuelta pero las vistas son lo mejor.
  • Ruta de la Cresta: 10km, 400m desnivel. Buscad el centro de interpretación del parque para aparcar, subid allí y buscad un sendero a izquierda hasta la pista del coll de la mola, es donde el monte hace cresta con vertiente norte y sur. Allí sale un sendero hacia el bartolo, solo hay que seguirlo. Tiene cierta dificultad y distancia pero las vistas son de aupa, teniendo un valle a tu derecha y otro a tu izquierda, y tú en medio por la cresta, dentro de un bosque estupendo. De ahí al Bartolo, y del Bartolo bajáis hasta el portillo, una ermita con una murallita (se ve desde todos lados). Y del portillo, hacia el centro de interpretación de nuevo..
  • Ruta de les Agulles: es una ruta extrema, son 2km pero se tarda 2h ya que son verticales, trepando entre las rocas. Hay varios caminos que arrancan desde la carretera de la font tallada, no os preocupéis porque todos llevan al mismo sitio, a la cumbre de las agujas. Espectacular la cima afilada y vertical, pero es difícil y hay que llevar mucha precaución y equilibrio; hay que estar en forma.
  • Ruta de les Santes: Más que una ruta es un lugar, un rincón mágico con un ermitorio medieval, fuente, lavadero, paellero con mesas y un espeso bosque donde debe haber algún duende. Es más bonito llegar a pie desde la entrada en la carretera Oropesa-Cabanes (esta indicado), aunque si prefieres se puede acceder en coche hasta la ermita y desde allí dar un paseo por los caminos que parten de allí, como la pista que sube hacia el Bartolo o bien la senda que sigue por el cauce del rio y se toma siguiendo la pista; tenéis varias opciones de inicio y final en la ermita, pero es igual cual cogéis porque más que llegar a ningún lado importa disfrutar del entorno..

Si os habéis quedado con ganas de conocerlas no lo dudéis, os podéis poner en contacto con nosotros para que os guiemos en la ruta que más os guste!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *